Imprimible “Glow in the Dark”




Llega Halloween y es el momento perfecto para probar uno de los materiales de Silhouette que tenía pendiente desde hace tiempo… ¡Etiquetas imprimibles que brillan en la oscuridad!.

No es el único material que tiene Silhouette, que brilla en la oscuridad, ya que también lo vende en formato vinilo (tanto adhesivo como para tejidos).
Así que la peculiaridad que tienen estas hojas, de las que os voy a hablar, es que son imprimibles (además de adhesivas).

Lógicamente si lo que queremos es recortar unas simples siluetas que brillen en la oscuridad (estrellitas, fantasmas, calaveras…) es mucho mejor opción el vinilo adhesivo, y mucho más barato. Sobre todo porque en el pack de etiquetas imprimibles que brillan en la oscuridad, solo vienen 2 hojas y son tamaño Carta (8.5 in x 11 in.).

Así que hay que pensar muy bien para qué vamos a utilizar este material, y aprovecharlo para hacer print&cut.

Yo he ido a lo loco y he impreso unas etiquetas para una botella de vino y un bote pequeño, y luego una casa encantada para probar a combinar este material con cartulina (y así poder utilizarlo en tarjetas o proyectos de scrapbooking).

Archivos utilizados
Haz clic en la imagen para ir al archivo.

El proceso es el mismo que para cualquier proyecto de Print&Cut (imprimir y cortar), y como ya sabéis es muy importante configurar bien el documento. Así que aquí está el mío con el tamaño de página en tamaño carta, y sus marcas de registro.

Nota: Aprovechad bien el papel, y llenadlo de diseños, no como he hecho yo jajajaja.

Lo siguiente que hacemos es imprimirlo.
El papel es gordito pero mi impresora lo ha cargado sin problemas, eso sí me ha dejado unos manchurrones al final. Importante… ¡Dejad secar bien la tinta!.

Lo bueno que tienen los materiales de marca Silhouette, es que viene la configuración de corte en el programa. Así que he elegido el “Papel de pegatina, brilla en la oscuridad”, he colocado mi hoja impresa en el tapete, y he enviado a cortar.

Y lo corta perfecto y sin problemas.

He sacado varias etiquetas, con el mismo diseño, en distintos tamaños para ponerlos en distintos botes y ver como quedaba. Y la verdad es que en botella de vino queda genial.

Y por último he recortado el contorno del diseño, en cartulina, y he pegado la pegatina encima. Después he cortado la casa en cartulina negra, y lo he pegado encima de la pegatina que brilla en la oscuridad.

La verdad es que el resultado me ha gustado, y se combinan muy bien (aunque el acabado del papel es brillante y el de la cartulina mate).

¿Qué os ha parecido? ¿Os ha gustado este material como para animaros a probarlo?

Puede quedar ideal para hacer invitaciones a fiestas de Halloween o unas simples pegatinas impresas para que jueguen los más pequeños.

Un saludo brillante,
Ana.